Blog

Laboratorio del Ahorro

¿Quieres ahorrar?
Nosotros te asesoramos

¿Sabes cómo ahorrar energía en primavera? Te damos las claves en nuestro Laboratorio del Ahorro

30 de Marzo de 2017
  
Claves para el ahorro de energía en primavera

La pasada semana, ¡por fin! dimos la bienvenida a la primavera. Una estación del año esperada por todos donde los días empiezan a ser más largos gracias al cambio de hora, los paisajes empiezan a mostrar tonalidades más alegres y las temperaturas comienzan a darnos una tregua que nos hace olvidar el invierno.
 
Gracias a este cambio horario y a otros factores de la propia estación, podemos conseguir ahorrar energía durante los próximos meses. Pero antes, veamos un poquito de historia.

¿De dónde surge el cambio de hora?

En 1784, el padre fundador de los Estados Unidos, Benjamin Franklin, propuso a los revolucionarios estadounidenses este cambio como una medida para ahorrar en velas y cerillas durante la postguerra que siguió a la Guerra de la Independencia.
 
Durante la I Guerra Mundial se aprobó oficialmente esta medida, aunque no fue hasta la II Guerra Mundial cuando EEUU obligó al resto de estados a establecer diferentes horarios, el de invierno y el de verano. En España este cambio se adaptó en 1974 con la idea de poder ahorrar energía y fomentar una cultura “más verde”.

Y, ¿cómo ahorro en primavera?

Con ese cambio horario se incrementan las horas de luz durante la tarde, lo que nos permite ahorrar energía modificando nuestras rutinas diarias.
 
Tips de ahorro:
 
  • Aprovecha la luz natural. Sube las persianas y no enciendas la luz.
 
  • Si hace sol, abre las cortinas para calentar la casa de forma natural sin necesidad de utilizar la calefacción.
 
  • Si aumentan las temperaturas baja el termostato al mínimo (15ºC), ya que con cada grado que bajes podrás ahorrar hasta un 7% de energía.
 
  • Aprovecha y tiende al aire libre. Dale un descanso a la secadora.
 
  • Al subir la temperatura exterior ya no es necesario que el agua salga tan caliente, lo que se traducirá en un notable ahorro de gas.
 
  • Con la llegada del buen tiempo ya no necesitamos comidas tan elaboradas y energéticas como en invierno. Esto nos permitirá disminuir el consumo de luz o gas en la cocina.
 
  • No olvides que los mejores momentos para regar son a primera hora de la mañana y a última de la tarde. El agua también es energía, ¡ahorrémosla!
 
  • Si tienes previsto pintar tu casa…  elige tonalidades claras porque, además  de dar sensación de amplitud, reflejan mejor la luz natural y aumentan la luminosidad.
 
  • Por último, recuerda que con el cambio de estación hay aparatos como los calefactores eléctricos o el deshumidificador que se dejan de usar. No te olvides de apagarlos y desenchufarlos. El stand-by genera más gasto del que nos imaginamos. 


En definitiva, la llegada de la primavera es mucho más que buen tiempo y días más largos, es también una oportunidad de ahorro que no debemos pasar por alto.
 
No dejes de seguirnos en el Laboratorio del Ahorro y ¡apúntate al ahorro! 
  

Déjanos un comentario

Sé el primero en comentar

Usamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejor servicio. Si continuas navegando entendemos que aceptas el servicio.